Rafaella

Rafaella

Rafaella fue uno de esos casos que nos dejó marcadas: su dueño se murió y nadie se enteró. Ella y sus cinco compañeros pasaron semanas solos en un piso… ¡terrible! De los seis sobrevivieron cuatro, a los que recogimos en estado de shock. ¡Nunca olvidaremos ese momento! Pero ahora todos están felizmente adoptados, como Rafaella, que vive en Holanda.